En agosto del año pasado se conformó la primera orquesta sinfónica infantil rural de Chile que está localizada nada más y nada menos que en la comuna de Santo Domingo.
Al alero de la Agrupación Cultural de la Comuna Parque y con el total apoyo de la Ilustre Municipalidad de Santo Domingo, una treintena de niños tomó por primera vez en sus manos un instrumento de música y mejor aún: Comenzaron las clases para aprender a tocarlo.
Por estos días y a ocho meses de su fundación, los niños tuvieron su primer ensayo general de este 2017 luego de incluso haber asistido a clases en enero y de constantes prácticas personales.
“De estos ocho primeros meses hacemos un diagnóstico súper positivo. Ellos partieron de cero, acá se hizo primero un trabajo súper fuerte de teoría musical y luego técnica”, dijo Sebastián Pontigo, coordinador de la Orquesta Rural Infantil de Santo Domingo.
La Orquesta Sinfónica Infantil Rural de Santo Domingo está compuesta por alumnos de la Escuela Claudio Vicuña de Bucalemu y de la Escuela El Convento. Cada viernes los profesores de instrumento se trasladan a los establecimientos y ensayan por separado con los alumnos, pero una vez al mes se juntan todos en El Convento y ensayan para practicar en grupo.
“Los niños se notan más maduros. Hay cosas que les cuestan todavía, pero ya se sueltan más con el instrumento, ya entienden cuando les hablamos de las notas, de qué cuerda, qué dedo. Al principio todo eso había que explicárselos una y otra vez para que lo entendieran y practicar mucho”, comentó Mariana Vergara, profesora de violín.
El tocar un instrumento era nuevo para ellos y más aún algunos tan delicados como el violín. Sin embargo, poco a poco se han ido familiarizando con ellos y reconocen que han mejorado.
“Antes no sabíamos nada de música y ahora hemos ido mejorando”, dijo Magdalena Ahumada, alumna de séptimo básico e integrante de la orquesta. Su compañero Marcos Abarca agregó: “Estar en esta orquesta ha sido bueno, nos divertimos y aprendimos a tocar instrumentos. Tenemos más ganas este año y ojalá que cuando haya una presentación venga toda la comuna a vernos.
Si bien en diciembre del año pasado los niños mostraron pequeños avances en público, incluso frente a la directora nacional de la Fundación de Orquestas Infantiles y Juveniles de Chile, se espera que para el mes de junio puedan nuevamente presentarse frente a la comunidad con nuevas piezas aprendidas.
“Este año principalmente lo que queremos hacer, primero que todo es que se consolide la orquesta como un polo formativo en el área musical en la comuna”, dijo el coordinador Sebastián Pontigo, agregando que “posteriormente tenemos previsto un concierto para el cierre del primer semestre y también tenemos pensado participar con la Orquesta Juvenil dentro de alguna actividad que tenga el municipio o bien sumarnos a algún concierto”.
La Ilustre Municipalidad de Santo Domingo está comprometida con el desarrollo integral de los niños de la comuna, así como también con la cultura y las artes, siendo la creación de esta orquesta junto a los constantes logros de la Orquesta Juvenil, muestra fiel de este trabajo.