Un ambicioso proyecto se llevará a cabo a partir de 2019 en el camino que une a San Antonio con Santo Domingo y que tiene como finalidad descongestionar la ruta en horas punta. Se trata de la construcción del nuevo puente Lo Gallardo y la reparación del que ya existe. Desde el municipio esperan que esta medida no retrase la licitación de la Carretera de la Fruta.

Con la ingeniería aprobada y sus especificaciones técnicas para poder contratar el servicio de construcción, el paso siguiente es realizar las gestiones necesarias en el sector del Río Maipo, las cuales se realizarán durante el año 2019 y dependiendo de su avance, será posible licitar la construcción a fines del mismo año o comienzos de 2020.

“El nuevo puente tiene un estándar de servicio mayor que el actual, por ejemplo, la faja por donde circulan los vehículos tendrá 10 metros en total, lo que puede permitir la reversibilidad de la pista central en horas punta o bien bermas para detención, con lo cual se aumentará la velocidad de circulación. Además tendrá una ciclovía exclusiva de 2,5 metros de ancho y una acera peatonal de 1,5 metros”, detalla Drago Domanic, presidente de la Corporación de Desarrollo para San Antonio.

Asimismo, está contemplado que mientras se construya el puente nuevo, se realizarán los estudios para mejorar el actual, las que incluirían reparaciones y un aumento de su altura sobre el nivel del mar por riesgo de tsunami, lo que se traduciría en que la ruta podría contar con dos estructuras en funcionamiento.

“El mejoramiento del puente actual dependerá de las disponibilidades financieras para su construcción, lo que se debiese decidir el año 2022 ó 2023”, indica Domancic.

Además, sobre otros proyectos, el presidente de la Corporación de Desarrollo para San Antonio aclaró que hoy en día encuentra en licitación el mejoramiento del Camino de la Fruta, que permitirá contar con un nuevo puente sobre el Río Maipo, al lado oriente de la parcelación La Princesa, con el cual se podrá conectar directamente con la Autopista del Sol y a su vez evitar el paso de los camiones de servicio no urbano por la ciudad.

En ese sentido el alcalde de Santo Domingo, Fernando Rodríguez se manifestó esperanzado por el desarrollo de las obras: “Hace algunas semanas tuvimos la visita en terreno del ministro de Obras Públicas, lo que es una clara señal de que las gestiones que hemos realizado están dando sus frutos”, dijo. Y agregó: “Esperamos que el calendario del nuevo puente se lleve adelante según lo propuesto, pero que eso no retrase el proyecto de la Carretera de la Fruta, ya que su licitación este año y pronta concreción es lo más importante para nosotros. La idea es que la obra del puente no sea un desincentivo para la adjudicación de la Carretera”.
Durante los fines de semana, vacaciones o incluso ante la ocurrencia de un accidente, la congestión que se genera en el actual Puente Lo Gallardo es kilométrica, imposibilitando muchas veces el paso de vehículos y aumentando los tiempos de desplazamiento de forma considerable. Razón por la cual la construcción de nuevo puente, con mejores características y estructura, es altamente demandando por la ciudadanía.